Otra característica distintiva de Calvary Chapel es nuestro estilo informal y relajado. No nos involucramos en mucha exageración espiritual. No tratamos de motivar a la gente carnalmente, y no somos dados a “gritarle” a la congregación. Creo que esto se deriva de nuestra confianza en Jesucristo y en el Espíritu Santo.

Si tenemos plena confianza de que es su iglesia, que Él la va a edificar y que Él hará su obra, entonces todo lo que tenemos que hacer es simplemente ser fieles

Creemos que si el Señor no construye la casa, en vano trabajan los que la edifican (Salmo 127.1), entonces toda nuestra exageración y presión realmente no lograrán nada. Simplemente confiamos en la obra del Espíritu Santo y de Jesucristo, quien está edificando a su iglesia como dijo que lo haría. Si tenemos plena confianza de que es su iglesia, que Él la va a edificar y que Él hará su obra, entonces todo lo que tenemos que hacer es simplemente ser fieles. Simplemente necesitamos observar su obra, así la presión ya no está sobre nosotros. No nos afanamos ni nos presionamos porque la obra de Dios no es nuestra responsabilidad. No es nuestra iglesia, es su iglesia.

Foto de Priscilla Du Preez en Unsplash

Creo que es muy importante recordar esto, porque si tratamos nosotros de llevar la carga y soportarla, encontraremos que es demasiado grande. Tendremos la presión de crear programas, y luego comenzaremos a empujar y manipular a las personas. Ese no es el estilo de Calvary Chapel.

Es la Palabra de Dios en la que confiamos, la que enseñamos y en la que descansamos. Es la base sobre la que estamos edificados.

Las Calvary Chapel somos menos exageradas. No estamos en la búsqueda carnal de nuevos programas o exageraciones espirituales para tratar de atraer a la gente. Es la Palabra de Dios en la que confiamos, la que enseñamos y en la que descansamos. Es la base sobre la que estamos edificados. Es inagotable, simplemente sigue, sigue y sigue.

Por eso tenemos un estilo relajado e informal que se refleja en nuestro ministerio. Es su iglesia, así que no tenemos que “sudar”. No estamos realmente interesados ​​en cursos sobre cómo construir una iglesia, cómo tener una iglesia “amigable”, o cómo desarrollar una “estrategia” a largo plazo. ¡Quién sabe si estaremos aquí dentro de cinco años! ¡Vamos a ministrar hoy!

Chuck Smith, pastor fundador de Calvary Chapel.

Facebook
Twitter
Etiquetas: , Last modified: 19 de julio de 2022